Donde viven los escarabajos

Los escarabajos tienen muchos hábitats. Si tienes suerte, todos estarán al aire libre. Desafortunadamente, los escarabajos pueden entrar en tu casa, así que para responder a la pregunta “dónde viven los escarabajos”, es necesario conocer un poco más sobre estos insectos. Aprendamos más sobre el hábitat natural (y no) de los escarabajos:

Escarabajos en la naturaleza

Hay muchos más escarabajos al aire libre, así que es un buen lugar para empezar. Los escarabajos se encuentran en todo el mundo. Pueden vivir en agua dulce o en tierra, dependiendo de las preferencias y necesidades de la especie. De hecho, los escarabajos se encuentran en todos los rincones del planeta, excepto en el océano y alrededor de las regiones polares (hasta los momentos). Algunos escarabajos son muy adaptables y pueden vivir en muchos terrenos diferentes. Desafortunadamente, esto explica por qué pueden sobrevivir dentro de tu hogar, incluso si están naturalmente aclimatados a un hábitat al aire libre.

Los escarabajos pueden vivir en el desierto, a la orilla del mar, en el bosque, en el pantano o incluso en lo alto de las montañas. Se encuentran en cuevas, salinas, praderas y bosques tropicales. Muchos escarabajos disfrutan de los jardines, ya que los estos son típicamente húmedos y están llenos de fuentes fáciles de alimento. Justo fuera de su casa, puedes encontrar escarabajos que viven debajo de piedras, dentro y alrededor de troncos viejos, debajo de las hojas, alrededor de hongos y abono orgánico, en la basura u otras áreas similares de follaje y escombros. Los adultos de muchas especies excavan en el suelo para poner sus huevos, por lo que también se pueden encontrar larvas y larvas de escarabajos que viven a unas pocas pulgadas por debajo de la superficie de la tierra.

Los escarabajos rinocerontes viven en el suelo fértil de los bosques durante su etapa larvaria, alimentándose de materia orgánica en descomposición. Luego de crecer lo suficiente y atravesar la etapa pupal, cambiará su hogar a la copa de los árboles, donde se alimentará de néctar, frutas y algunas flores.

Escarabajos que viven en el agua

Aunque la mayoría de los escarabajos son terrestres, muchos de ellos han colonizado hábitats de agua dulce y pasan al menos una de sus etapas de vida como acuáticos. Los escarabajos entraron en el medio acuático después de millones de años de evolución en tierra, sin embargo, pueden ser encontrados en casi cualquier hábitat de agua dulce. La mayor diversidad se alcanza en aguas tranquilas como estanques, humedales o en aguas de flujo lento con mucha vegetación. Los adultos y las larvas dependen del oxígeno atmosférico, por lo que pueden encontrarse incluso en hábitats con bajos niveles de oxígeno.

Escarabajos buceadores devorando su presa

Los escarabajos buceadores pueden parecerse mucho a sus parientes terrestres, pero los ditíscidos han desarrollado algunas modificaciones que les permiten ser tan exitosos y diversos. En general, el cuerpo es más aerodinámico y aplanado (en comparación con los escarabajos terrestres). Las patas traseras están equipadas con densas hileras de pelos que forman especie de remos. Al nadar se inclinan para reducir la resistencia al agua y sus otras cuatro patas se introducen en ranuras a lo largo de los laterales para preservar la forma aerodinámica del cuerpo. Estas adaptaciones hacen que los escarabajos buceadores sean nadadores excepcionalmente eficientes.

Como en los escarabajos terrestres, todo el cuerpo está bien blindado. Las alas exteriores se modifican en una cubierta endurecida (élitro), que protege la parte superior del abdomen y el segundo par de alas membranosas. La cabeza, el tórax y la parte inferior del abdomen también están endurecidos (esclerotizados). Es una ventaja sobre otros invertebrados, protegiendo a los escarabajos de depredadores y daños mecánicos.

Estos escarabajos acuáticos también son capaces de volar. Pueden recorrer grandes distancias volando para colonizar nuevos estanques o lagos.

¿Escarabajos en el hogar?

A menos que quieras empezar una colección de escarabajos, nada de esto probablemente te interese. La verdadera pregunta es “¿dónde viven los escarabajos cuando llegan a tu casa?” Esa respuesta también varía. Dependiendo de la especie y las circunstancias, algunos escarabajos se adhieren a áreas de su casa que se asemejan a su hábitat natural. Muchos escarabajos se alimentan de fibra vegetal y néctar, así que si tienes arreglos florales, podrían vivir en ellos y alrededor de ellos. De hecho, las flores cortadas son un vehículo de entrada común para los escarabajos.

Los escarabajos se acercarán a su fuente de alimento instintivamente y dependiendo de su dieta natural, cambiarán los distintos lugares donde podrás encontrarlos. Por ejemplo, los escarabajos de la alfombra (escarabajos carroñeros, Anthrenus verbasci) comen una gran variedad de artículos, en su mayoría fibrosos. Irónicamente, ya no viven en alfombras, ya que la mayoría de las alfombras modernas son sintéticas (aunque lo harán si los textiles están contaminados con alimentos, orina u otras adiciones “nutricionales”). Los gorgojos del tabaco, harina y el carcoma dentado también son invasores domésticos comunes que se alimentan de productos almacenados como el tabaco, la harina, los granos, las frutas y las nueces.

Escarabajo de la harina

Encontrarás escarabajos dentro y alrededor de alfombras, pieles, ropa, cuero, muebles tapizados, pieles de animales, grietas, rodapiés, cojines de asiento, despensas de cocina, etc. También les gusta el pelo humano y animal, así como los insectos muertos y la pelusa, por lo que en cualquier lugar donde se acumule esta materia será perfecto para que estos insectos se establezcan. Los escarabajos también tienden a vivir en áreas que no son muy utilizadas por los humanos. Esto incluye áticos, sótanos, cobertizos y gabinetes.

Los escarabajos son insectos muy exitosos, con una gran capacidad evolutiva para adaptarse a cualquier medio y sustento disponible. Ahora que conoces más sobre el hábitat de los escarabajos, no tendrás problemas en conseguir unos cuantos. Bien sea en la naturaleza o en nuestros hogar, los escarabajos están por todas partes.